"POR UN PLANETA LIBRE DE CONTAMINACION"

Entradas etiquetadas como ‘microsoft’

MUSICA AMBIENTAL

ECOTEC ARBOL 3

MEDIO AMBIENTE

Diapositiva1

CONCIENTIZACOIN SOBRE EL MEDIO AMBIENTE

Diapositiva1

 

JAPON ALBERGA LA PRIMERA CENTRAL QUE GENERA ELECTRICIDAD A PARTIR DE FIDEOS

Visual_QR_DO_NOT_RESIZE_BELOW_25mm_002
Diapositiva1
FIDEOS

Ingenieros japoneses han construido en la ciudad de Takamatsu la primera central eléctrica del mundo que genera energía a partir de residuos de alimentos, principalmente de fideos.
Todo sobre este tema

Nuevas tecnologías
Rusia ofrece a China competir juntas contra Boeing y Airbus
¿Por qué no brilla el futuro de la humanidad?
El carbino doblega al grafeno como material más resistente
Leer Más »

Esta localidad japonesa produce tales cantidades de fideos que a sus habitantes no les da tiempo de comérselos, por lo que las autoridades locales, en colaboración con equipos de ingenieros, encontraron para los excedentes de fideos un destino más productivo que simplemente echarse a perder en los vertederos.

Una tercera parte de los alimentos producidos en el mundo para el consumo humano (1.300 millones de toneladas anuales) se desperdicia, y actualmente ya existen varias técnicas que permiten convertir en energía los residuos de alimentos.

Los científicos y los investigadores afirman que el tratamiento de diversos tipos de residuos de comida constituye una fuente fiable de producción de electricidad o calor que, además, es inofensiva para el medioambiente, ya que, al empezar a descomponerse, los residuos emiten metano, la mejor fuente natural de energía que se conoce.

Esta propiedad de los alimentos corrompidos y las enormes cantidades de fideos que se producen en Takamatsu fueron los dos factores que llevaron a construir la primera turbina en el mundo que genera energía a partir de alimentos descompuestos. Según los diseñadores del proyecto, para que esta original central eléctrica funcione de manera eficaz se necesitan como mínimo un millón y medio de toneladas de fideos diarios, una condición que los restaurantes de la ciudad ayudan a cumplir sin problemas.

Este nuevo método de reciclaje también satisface a los residentes de la localidad: ahora, en lugar de pudrirse en el basurero, toneladas de fideos generan la energía suficiente para iluminar casi medio centenar de viviendas de forma prácticamente gratuita.

UNA PLANTA MEDICINAL CHINA, LA SUSTANCIA MAS CANCERIGENA JAMAS DESCUBIERTA

ECOTEC ARBOL 3Diapositiva1
Un grupo de científicos ha descubierto una sustancia altamente cancerígena en una planta empleada en la medicina tradicional china. Este componente, llamado ácido aristolóquico, causa mutaciones en el ADN y provoca cáncer.
Todo sobre este tema

flor

Esta sustancia está presente en un género de plantas llamadas ‘aristolochia’ y como fue demostrado durante el estudio realizado por dos grupos de investigadores, integrados por científicos de EE.UU., Singapur, China y Taiwán, origina tumores del tracto urinario superior y de hígado. Sus características cancerígenas superan a las del tabaco y los rayos ultravioleta.

Las pruebas realizadas a diferentes personas demostraron que dicho componente es el causante de las mutaciones en el ADN y los tumores, los cuales anteriormente se atribuían a otros procesos. Los resultados de estas investigaciones fueron publicados hoy en la revista ‘Science Translational Medicine’.

El mayor agente genotóxico descubierto

Con anterioridad se había detectado una relación del ácido aristolóquico con una mutación en el gen p53 asociada al desarrollo de tumores en el tracto urinario superior, como explicó en declaraciones al SINC (Servicio de Información y Noticias Científicas), Bin Teah Teh, científico del Centro Nacional del Cáncer de Singapur e integrante de uno de los grupos de investigación.

Además el científico acentuó que “lo descubierto ahora al hacer la secuencia completa de genoma/exoma es que esta sustancia causa múltiples mutaciones en cientos e incluso miles de genes, muchos más que cualquier otra sustancia cancerígena, superando al tabaco y la luz ultravioleta. Esto la convierte en la sustancia más cancerígena descubierta hasta la fecha”.

También, agregó que “hemos utilizado por primera vez la firma molecular o ‘huella dactilar’ de este cancerígeno para detectar su implicación en el cáncer de hígado, algo que nunca se había asociado hasta ahora con este compuesto”.

La huella del ácido aristolóquico

Los primeros indicios de la toxicidad del ácido aristolóquico salieron a la luz en los años 90 del siglo pasado, cuando fue relacionada con enfermedades renales en mujeres que recibían tratamiento herbal en una clínica en Bélgica.

Según nuevas investigaciones, en Taiwán se registró un incremento de los casos de cáncer del tracto urinario superior y enfermedades renales, aunque el uso de suplementos herbales que contienen aristolochia casi no se aplican.

Como publica la revista ‘Science Translational Medicine’, los estudios demostraron que dicha sustancia aún representa una amenaza a nivel mundial, aunque a principios del 2000 la importación de aristolochia fue legalmente vetada en muchos países, al igual que en Estados Unidos y Taiwán.

El explorador Opportunity ha encontrado nuevas evidencias de que Marte fue habitable

Diapositiva1
Marte tenía agua potable fluyendo por su superficie y fue habitable, asegura el hallazgo del explorador Opportunity, que lleva 10 años estudiando Marte.
Opportunity ha encontrado minerales de arcilla en una roca en la frontera del cráter marciano Endeavour, lo que significa presencia de agua dulce en abundancia, informan los astrónomos.

“Es agua potable”, subraya Steve Squyres de la Universidad de Cornell, investigador principal de Opportunit ECOTEC ARBOL4

DETERIORO AMBIENTAL

image001_optECOTEC ARBOL 3

LOS ” RELAMPAGOS OSCUROS” DE LAS TORMENTAS; RAYOS GAMA EN VES DE LUZ VISIBLE

image001 ECOTEC ARBOL4
Se sabe desde hace casi una década que las tormentas eléctricas son capaces de generar breves pero poderosas ráfagas de rayos gamma, conocidas como destellos terrestres de rayos gamma. Estos destellos son tan luminosos que pueden deslumbrar a los instrumentos satelitales situados a centenares de kilómetros de distancia en el espacio exterior. Como estos destellos pueden originarse cerca de las mismas altitudes por las que circulan los vuelos comerciales, se ha estado intentando determinar desde su descubrimiento si representan una fuente peligrosa de radiación para los ocupantes de los aviones.

Hasta hace muy poco, no había forma de responder con suficiente fiabilidad a esa pregunta, ya que era muy poco lo que se sabía sobre cómo las tormentas generan estos rayos gamma, y las estimaciones iniciales sobre la dosis de radiación fueron muy variadas. Ahora, un equipo de científicos del Instituto Tecnológico de Florida (Florida Tech) ha desarrollado un modelo que promete ser capaz de representar con precisión cómo las tormentas logran producir esta radiación de alta energía.

Según el modelo del equipo de Joseph Dwyer, Ningyu Liu y Hamid Rassoul, en lugar de crear relámpagos normales, a veces las tormentas pueden producir un tipo exótico de fenómeno eléctrico en el que intervienen electrones de alta energía y sus correspondientes partículas de antimateria, llamadas positrones. La interacción entre los electrones y los positrones causa un crecimiento explosivo en el número de partículas de alta energía, emitiendo los citados destellos de rayos gamma mientras descargan eléctricamente al nubarrón con gran rapidez, a veces incluso más rápidamente que un relámpago normal. Aún cuando se emitan copiosos rayos gamma en este proceso, se produce muy poca luz visible, por lo que a estos fogonazos de rayos gamma se les puede describir como “relámpagos oscuros”.

El reciente trabajo de modelación de los relámpagos oscuros muestra que el mecanismo descrito puede explicar muchas de las propiedades observadas de los destellos terrestres de rayos gamma.

El modelo también calcula las dosis de radiación recibidas por las personas que viajan a bordo de los aviones que puedan estar justo en un lugar inoportuno en un momento inoportuno.
tormenta
Cerca del borde superior de las nubes de tormenta, las dosis de radiación recibidas de los tipos de destellos terrestres de rayos gamma que pueden verse desde el espacio, son equivalentes a unas 10 radiografías de tórax, o aproximadamente la cantidad de radiación natural que recibiríamos en el transcurso de un año.

Sin embargo, cerca de la zona media de las tormentas, la dosis de radiación podría ser unas 10 veces mayor, parecida a someterse a un escaneo de tomografía computerizada de cuerpo entero.

De todas formas, las probabilidades de que un avión esté en el momento y lugar más inoportunos son muy bajas. Y por otro lado, ya se investiga en el diseño de medidas extra de protección para esos eventuales casos.

GENERAR BIOENERGIA CAPTURAR CO2 PRODUCIDO EN EL PROCESO

image001_optVisual_QR_DO_NOT_RESIZE_BELOW_25mm_002
o hay soluciones mágicas para luchar contra el incremento de las concentraciones de dióxido de carbono (CO2). Una vía de actuación un tanto polémica pero que ya está comenzando a adoptarse es la de generar bioenergía y capturar el CO2 liberado en el proceso.

Recurriendo a la biomasa como materia prima, se evita el problema de la creciente escasez de los combustibles fósiles, y si eso se complementa con la captura sistemática del CO2 producido en los principales pasos del proceso, el resultado es un sistema energético sostenible que no sólo evita emitir CO2 a la atmósfera sino que, a efectos prácticos, lo captura, ya que la biomasa vegetal absorbe CO2 durante su ciclo de vida, y si se impide que su descomposición tras morir libere de nuevo el gas capturado, el resultado neto puede ser una disminución de las concentraciones de dióxido de carbono atmosférico.

Un sistema típico de generación de bioenergía, con captura y almacenamiento de carbono, convierte la biomasa de la hierba, de la materia leñosa y de otros tipos de materia vegetal en electricidad, productos químicos o combustibles, tales como etanol. Las emisiones de CO2 liberadas durante el proceso son capturadas y almacenadas. La tecnología puede ser usada en centrales eléctricas, fábricas de papel, procesadoras de etanol y otras instalaciones industriales.

Como tecnología de balance neto negativo en emisiones de CO2, la generación de bioenergía, con captura y almacenamiento de carbono, aprovecha la capacidad natural de árboles, hierbas y otros vegetales de absorber el CO2 atmosférico para la fotosíntesis. En la naturaleza, al final el CO2 es liberado nuevamente a la atmósfera cuando la planta se descompone.
7994072
Un informe confeccionado por expertos del GCEP (Global Climate and Energy Project) de la Universidad de Stanford en California, incluyendo a la analista energética Jennifer Milne, ha pasado revista a lo que se está haciendo en el mundo en dicho campo, y el resultado es que ya hay 16 proyectos de generación de bioenergía, con captura y almacenamiento de carbono, en diversas etapas de desarrollo en todo el mundo. El primer proyecto fue lanzado en 2009 por el Departamento de Energía de Estados Unidos en unas instalaciones de producción de etanol de maíz en Decatur, Illinois, a cargo de la empresa Archer Daniel Midlands Company. Cada día, unas 1.000 toneladas de CO2 emitidas durante la fermentación del etanol son capturadas y almacenadas en una formación de arenisca a unos 2.000 metros (cerca de 7.000 pies) bajo tierra. El objetivo del proyecto es dejar atrapadas un millón de toneladas de CO2 al año, una cantidad equivalente a retirar de la circulación a 200.000 automóviles.

Aproximadamente, el 60 por ciento de las emisiones de CO2 en el mundo procede de centrales eléctricas y otras industrias que utilizan como combustible carbón, gas natural y petróleo. La captura y almacenamiento de esas emisiones podría desempeñar un papel significativo para frenar el calentamiento global. A fin de obtener un balance negativo de emisiones de CO2, los investigadores han propuesto una central de generación de bioenergía, con captura y almacenamiento de carbono, que funcione alimentada por una mezcla de combustible fósil (por ejemplo carbón) y vegetación (madera, hierba o paja, por ejemplo).
9793348
Las estimaciones indican que, para el año 2050, las tecnologías de generación de bioenergía, con captura y almacenamiento de carbono, podrían capturar y almacenar 10.000 millones de toneladas de emisiones industriales de CO2 al año en todo el mundo. Pero según el informe del GCEP, primero hay que superar obstáculos técnicos y económicos importantes, tales como la relativa ineficiencia de los combustibles elaborados a partir de biomasa, y el alto costo de la captura y almacenamiento del carbono.

PREDECIR EL RIESGO DE INCENDIO DESDE EL ESPACIO,MIDIENDO EL AGUA DESDE EL ESPACIO

image001Visual_QR_DO_NOT_RESIZE_BELOW_25mm
Los periodos de alta actividad de incendios en la región amazónica pueden ser predichos con meses de antelación mediante una técnica basada en analizar datos sobre la acumulación de agua, según muestra un nuevo estudio.

El equipo de Yang Chen, James S. Famiglietti, James T. Randerson e Isabella Velicogna, de la Universidad de California en Irvine, analizó observaciones de la acumulación terrestre de agua efectuadas por la pareja de satélites GRACE (por las siglas de Gravity Recovery and Climate Experiment), junto con observaciones satelitales de la actividad de incendios.
fuego
Las observaciones hechas por los satélites GRACE se basan en mediciones de los cambios en el campo gravitatorio de la Tierra causados por las redistribuciones regionales en la masa del planeta, incluyendo las capas de hielo, los océanos y el agua que hay en la superficie terrestre y en los acuíferos subterráneos. En definitiva, las mediciones de gravedad proporcionan información sobre la cantidad de agua subterránea o en la superficie que hay en una región dada.
artico
Los investigadores compararon años de alta y baja actividad de incendios en el período entre el año 2002 y el 2011, y encontraron que en los años de alta actividad, la acumulación de agua en tierra firme durante los meses previos a la temporada de incendios solía ser inferior al promedio, mientras que en los años de baja actividad de incendios, dicha acumulación de agua en los meses previos a la estación seca era por regla general superior al promedio.

Esto sugiere que las mediciones de este tipo, como las hechas por los satélites GRACE, pueden brindar información que ayude a predecir con varios meses de antelación la severidad de la temporada de incendios en la región amazónica.

Los satélites GRACE, fruto de una colaboración entre la NASA y la Agencia Espacial Alemana (DLR), fueron lanzados al espacio desde el cosmódromo de Plesetsk en Rusia el 17 de marzo de 2002.

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: